EL CAC MÁLAGA PRESENTA HORIZONTALIA DE LUIS GORDILO

El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga presenta Horizontalia del artista sevillano Luis Gordillo. La exposición, comisariada por Fernando Francés, mezcla el trabajo más reciente del artista, con obras anteriores de las décadas de los sesenta y noventa. Sus conocidos polípticos y dípticos comparten espacio con una representación de sus trabajos con fotografías igualmente centradas en la serie como proceso de trabajo. Luis Gordillo es uno de los artistas más representativos e importantes del arte contemporáneo en el panorama nacional e internacional. Ha recibido numerosos reconocimientos a lo largo de su trayectoria: este año ha sido nombrado Hijo Predilecto de Andalucía.

25 de mayo – 26 de agosto

Una idea que está por concluir o un cuadro que no termina en el marco físico, que se excede y pasa a otro lienzo, con un hiloconductor, con una temática y secuencia coherente. En el trabajo de Luis Gordillo es una constante la sensación de continuidad y linealidad de los colores, trazos, y formas. No hay un final, al menos de forma intencionada. El CAC Málaga presenta una selección de las piezas más recientes del trabajo del artista sevillano, con otras obras que se hicieron con anterioridad, como son series fotográficas de la década de los setenta (Autorretrato con ojos artificiales, (David Seaton), 1974) y sus conocidas series de la década de los noventa (Malestar óptico, malestar épico, 1994).

Para Fernando Francés, director del CAC Málaga: “No tuvo que ser fácil para Luis Gordillo cuando a mediados del siglo pasado decide dar rienda suelta a su vocación y después de estudiar Derecho, comienza a formarse en Bellas Artes y empieza a pintar. En un escenario desalentador, con una España atrasada, en la que abrirse camino no era tarea fácil. Hizo las maletas y puso rumbo a Paris, donde tomó contacto con otras corrientes. Se interesó por la obra de Fautrier, Wols y Dubuffet, entre otros, y empezó a pintar sus primeras obras, influenciado por el informalismo, con tintes surrealistas y también en algunos momentos recuerdan a Tàpies.  Constantemente hace guiños al Pop Art, con el uso de colores ácidos, serigrafías, series y el empleo del acrílico en sus polípticos (A vista de pájaro, 1993), dípticos (Mechor Voyeur, 2007) y sus litografías (Los pulmones no son almas de versiónmontaña, 1996)”.

A través del psicoanálisis, terapia a la que el artista recurrió al atravesar una profunda crisis personal a principios de los setenta, Luis Gordillo reflexiona sobre la multitud de posibilidades que tiene un lienzo o una cámara fotográfica, instrumento que llegó más tarde a sus manos, pero que incorporó a su trabajo en una serie de retratos, autorretratos y series. “(…) Pero más que los materiales y sus procedencias me interesa el sentido de la acumulación y el proceso por el que toma cuerpo el conjunto”, dice el propio Luis Gordillo. Y es que, como indica el título de la exposición que presenta el CAC Málaga, Horizontalia, es más que una forma o manera de representación física, es una técnica artística que sintetiza su necesidad de continuar con un trabajado inacabado, más allá de los límites.

Resultado de esta exploración de los límites son los dípticos y polípticos. Obras formadas por otras, como Serie Limo (1990), compuesta por 64 piezas, Serie Alambique (1991), con un centenar de pequeños cuadros, o la más reciente Manet SA, (2004), compuesta por 16 piezas. El artista reconoce que a veces el límite a su capacidad de creación se lo pone el espacio donde va a estar expuesto su trabajo: son necesarias paredes extensas para que las series se vean al completo. Cada parte forma parte de un conjunto inexorable y esa idea de acumulación es la que quiere transmitir en todo momento. “(…) Está relacionado con el comportamiento de los líquidos, de los vasos comunicantes o incluso con el caso en que la leche hierve y se propaga. A veces pinto un cuadro y una vez terminado siento la necesidad de rebosarlo en un cuadro situado al lado”, explica el artista.

En cuanto al color, emplea tonos cromáticos de una gama parecida en un intento de mantener cierto equilibrio, llamar la atención sobre algo que parezca tener sentido en el cuadro más allá de las formas. En sus trabajos fotográficos recurre también a las secuencias de imágenes, en ocasiones repetidas, personales y que provienen de archivos periodísticos. Para el artista, la fotografía fue un descubrimiento, un nuevo medio sobre el que hay que trabajar.  Serigrafías, litografías y dibujos son otras técnicas que el artista ha empleado en los trabajos que expone en el CAC Málaga.

Luis Gordillo nació en Sevilla en 1934. Después de estudiar Derecho, comienza su formación artística en la Escuela de Bellas Artes de Sevilla. A lo largo de su trayectoria, Luis Gordillo ha recibido numerosos reconocimientos y premios. El más reciente ha tenido lugar este año con el reconocimiento como Hijo Predilecto de Andalucía. Otros premios y reconocimientos que caben destacar son el Premio Velázquez  a las Artes Plásticas (2007), su nombramiento como Doctor Honoris Causa por la Facultad de Bellas Artes de Cuenca (2008), la Medalla de Oro de las Bellas Artes de Madrid (2004), el Premio Aragón – Goya de Pintura (2003), el Premi Ciutat de Barcelona d’Arts Plastiques (2000), el Premio Tomás Francisco Prieto de la Casa de la Moneda (1999), la Medalla deHonor al Mérito de Bellas Artes (1996), el Premio CEOE las Artes Plásticas (1992), el Premio de Andalucía de las Artes Plásticas (1991), y el Premio Nacional de Artes Plásticas (1981).

Además, sus obras se encuentran en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (Madrid, España), el Museo de Bellas Artes de Bilbao, IVAM (Valencia, España), Fundación La Caixa (Barcelona, España),Patio Herreriano (Valladolid, España), MACBA (Barcelona, España), ARTIUM (Vitoria, España), Fundación Juan March (Madrid, España), CAAC (Sevilla, España), Caja Madrid (Madrid, España), Fundación AENA y Museum Folkwang (Essen, Alemania), entre otros espacios expositivos.

 

Anuncios